El barquero de Zadar en Croacia

El barquero de Zadar en Croacia

Me había enterado que había un servicio de barcas en Zadar que unía los dos puertos y que, a pesar del puente peatonal y los autobuses, era el transporte preferido de los lugareños. Así que no fue complicado preguntar por el “barkarioli” como es conocido en Zadar.

Me entero que el servicio de embarcaciones de madera para el transporte de personas se lleva utilizando en Zadar desde hace más de 800 años.

Tengo mis sospechas de que se haya convertido el servicio de barkarioli en una atracción turística, pero por 4 Kunas en 2010 (al cambio algo más de 50 cts de euro) por persona, decido tener esa experiencia de poco más de 80 metros entre un lado y otro rodeado de grandes embarcaciones y ferrys que van a diferentes islas o realizan pequeños circuitos.

El barquero, un sesentón me cuenta en un italiano comprensible, que ha heredado el puesto de su padre ya fallecido y que éste lo hizo de su abuelo, etc, etc. Me confirma que el servicio es utilizado mayoritariamente por locales, aunque también por viajeros que desean tener esta experiencia. La conversación transcurre mientras esperamos a que la barca se llene para cruzar al lado del centro histórico de Zadar, al tiempo que vemos que también en aquel lado se van acumulando viajeros que por la vestimenta y los bolsos de compra son más locales que extranjeros.

Según me sigue contando el servicio lo realizan todo el año y solo lo suspenden por la climatología adversa; en invierno acaban a mitad de tarde y en verano tienen horario nocturno.

El barquero de Zadar en Croacia

El barkarioli me encantó, me fascinó la conversación, el romanticismo del micro-viaje y me pareció retroceder y disfrutar de un trocito de la historia de Zadar, una ciudad de la que hablaré en otro post.

No se me olvida la in- accesibilidad, lo cierto es que para acceder a la barca en uno de los lados hay que saltar (a mi me ayudaron sentándome en el suelo y agarrándome para bajar del muelle con las piernas colgando, a la barca) y en el otro lado es fácil salir con ayuda ya que la barca queda al nivel del muelle pero hay que subir unas escaleras, por lo que si caminamos nos podemos sujetar en la barandilla y sino tendremos que utilizar alguna de nuestras estrategias de viaje, si necesitáis consejos, me escribís un e mail y os contaré como lo hago yo. Por supuesto, la silla de ruedas cabe plegada y no paga plaza.

Más info sobre mi viaje a Croacia: Croacia express, Dubrovnik con silla de ruedas, Isla de Hvar con silla de ruedas, Trogir- el encanto dálmata.

 

1 comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

%d personas les gusta esto: